Se encuentra usted aquí

17 iniciativas catalanas en la investigación contra el coronavirus

Investigadores en todo el mundo trabajan a contrarreloj para encontrar vacunas, terapias y otras herramientas que ayuden a gestionar la crisis sanitaria internacional provocada por el coronavirus SARS-CoV-2. Desde Biocat hemos identificado algunas de las iniciativas que se están trabajando ahora mismo en la BioRegión.

AddToAny buttons: 
19.03.2020

Tests de diagnóstico

El test rápido y portátil de Qiagen

Qiagen, que adquirió en 2018 la empresa catalana Stat-Dx, ha desarrollado un sistema para detectar el virus en una hora a partir de una muestra de swabs nasofaríngeos, permitiendo hacer una detección rápida que permite hacer triajes y obtener una respuesta en 1 hora para casos donde la urgencia es máxima. Un punto fuerte es la capacidad de deslocalización de la detección permitiendo hacer tests en puntos de controles de aeropuertos o fronteras, ya que es un aparato de reducidas dimensiones. El producto acaba de obtener el marcado CE-IVD para diagnóstico in vitro en Europa y están trabajando para obtener la certificación de uso de emergencia de la FDA en USA.

 

CONVAT: objetivo, diagnóstico en 30 minutos

El Institut Català de Nanociència i Nanotecnologia lidera el proyecto CONVAT para la puesta en marcha de una plataforma point of care para el diagnóstico rápido y la monitorización de coronavirus. El objetivo: ofrecer un nuevo dispositivo basado en nanotecnología biosensora óptica que permita detectar el coronavirus en unos 30 minutos, directamente a partir de la muestra del paciente y sin necesidad de realizar análisis en laboratorios clínicos. La plataforma también serviría para analizar diferentes tipos de coronavirus presentes en animales reservorios, para monitorizar y vigilar una posible evolución de estos virus y prevenir futuros brotes infecciosos en humanos. El proyecto CONVAT, de 2 años de duración, ha recibido financiación de la convocatoria urgente de la Comisión Europea, cuenta con la participación de la Universidad de Barcelona y cooperan también Italia y Francia.

 

Terapias

El primer ensayo clínico en marcha en Cataluña

El Departament de Salut y el investigador Oriol Mitjà, del Instituto de Investigación Germans Trias i Pujol (Can Ruti), lideran un ensayo clínico iniciado el pasado 16 de marzo que estudia el método profilaxis pre-exposición con el objetivo de que los afectados no puedan transmitir el virus, pero también que sus contactos no lleguen a desarrollar la enfermedad. El ensayo suministra a los infectados un antirretroviral para bajar la carga vírica de manera que se reduzca el período de posible contagio; a sus posibles contactos se les administra un medicamento antimalárico, hidroxicloroquina, para protegerlos de la infección. En el estudio participan cerca de 3.000 personas incluyendo 195 pacientes infectados del área de influencia de Can Ruti y de la cuenca de Òdena, y unos 15 contactos de cada uno. Se esperan resultados en 3 semanas. El ensayo cuenta con financiación del Departament de Salut, la Fundación Lucha Contra el Sida y de laboratorios que han aportado medicinas, y se ha abierto una campaña de crowdfunding para colaborar con aportaciones a partir de 5 euros: www.joemcorono.com / www.yomecorono.com.

 

El consorcio de IRTA, IrsiCaixa y BSC para un tratamiento y una vacuna

El Centro de Investigación en Sanidad Animal (CReSA) del Instituto de Investigación y Tecnología Agroalimentarias (IRTA), el Instituto de Investigación del Sida (IrsiCaixa) y el Barcelona Supercomputing Center (BSC) han creado un consorcio para encontrar un fármaco antivírico dirigido a las personas ya infectadas con el coronavirus SARS-CoV-2, y para diseñar y testar una vacuna que funcione contra todos los coronavirus. Investigadores del IRTA-CReSA y de la UAB detectaron que la proteína diana a estudiar era la proteína S, la que forma parte de la envoltura del coronavirus. El BSC se encargará de hacer las predicciones bioinformáticas para saber más detalles de cómo es la interacción entre las proteínas S del virus y los receptores de las células humanas. A partir de estas predicciones, el IrsiCaixa probará el efecto antivírico de los anticuerpos diseñados y, de cara a la vacuna, desarrollará un potencial prototipo basado en tecnología propia del Instituto y que incorporaría parte de la proteína S del virus. Finalmente, para demostrar la eficacia de los anticuerpos diseñados tanto para el tratamiento antivírico como para la vacuna, habrá que probarlos en un modelo animal, con el equipo de investigación de coronavirus del IRTA-CReSA. Según los investigadores, en menos de un año se podría tener un tratamiento antivírico disponible en el mercado, mientras que la vacuna tardaría entre 5 y 10 años.

 

Ensayo clínico para probar un péptido terapéutico

La empresa catalana BCN Peptides está dentro de uno de los consorcios que recibirá financiación de la Comisión Europea para un proyecto sobre el coronavirus. Se trata de un estudio clínico de un péptido (SOLNATIDE) que se utiliza para pacientes que están en los últimos estadios de neumonía, y por lo tanto podría ser útil para los pacientes de coronavirus que lleguen a los casos más graves de neumonía. El principio activo ya está testado en otros estudios clínicos anteriores y se ha demostrado que es seguro (no tóxico). Lo que se pretende con este consorcio es llevar el SOLNATIDE a pacientes de coronavirus. La indicación de la molécula es para el Acute Respiratory Distress Syndrome (ARDS). El mecanismo de acción es a nivel alveolar, ayuda a la recuperación de la barrera endotelial-epitelial de los alvéolos para asistir a la función pulmonar. Es un producto de emergencia hospitalaria, por lo que sólo se puede usar en pacientes con neumonía grave. BCN Peptides es uno de los cinco partners del consorcio. Aporta la fabricación del principio activo, tal y como había hecho en estudios previos de este producto, y además también aporta todo el conocimiento sobre la estructura y la conformación del péptido. Entre el resto de partners figuran Apeptico (Austria) (el propietario de la molécula), Medical University Munich Hospital (Alemania) y Opis SRL (Italia).

 

Reducir el tiempo necesario para crear fármacos

El BSC participa también en el proyecto EXSCALATE4CoV (E4C), que tiene como objetivo utilizar la computación de altas prestaciones para potenciar el diseño inteligente de fármacos 'in silico' y así reducir los tiempos necesarios para la creación de fármacos. En el proyecto colaboran tres de los centros informáticos más potentes de Europa, CNS, CINECA, y Julich, además de centros especializados en bioinformática, biología molecular y otras universidades europeas. El proyecto también ha recibido financiación de la convocatoria de urgencia de la Comisión Europea.

 

Interacciones que ayuden a encontrar fármacos

El laboratorio de Bioinformática Estructural y Biología de Redes del IRB Barcelona participa junto con otros centros europeos en el proyecto RiPCoN, que estudiará a nivel computacional las interacciones entre el coronavirus y las células humanas para identificar fármacos ya comercializados o en desarrollo que puedan combatir la expansión del virus. El proyecto también ha recibido financiación de la convocatoria de urgencia de la Comisión Europea.

 

Un inhibidor de proteasa, la propuesta del IQS

Investigadores del IQS han desarrollado un inhibidor que parece que podría atacar uno de los receptores del Sars-CoV-2, según los primeros resultados del estudio computacional. El laboratorio tenía el producto ya sintetizado a raíz de un proyecto anterior sobre Hepatitis C, y pensaron en hacer un estudio computacional del producto respecto a la proteasa del virus Sars-CoV-2 ya que su molécula interacciona con la polimerasa NS5B del virus de la Hepatitis C. El proyecto ha sido presentado a la convocatoria de la Comisión Europea y en diversos centros públicos y privados para valorar un posible test in vitro, ya que disponen de muestra.

 

El enfoque del IBEC

El IBEC está colaborando con otras instituciones internacionales con el objetivo de explorar el bloqueo de un mecanismo enzimático crítico para el SARS-CoV-2. Para este fin IBEC explota tecnología puntera en bioingeniería y utiliza organoides de riñón para explorar los mecanismos moleculares que bloquean la replicación del SARS-CoV-2. Por otra parte, el IBEC prepara una propuesta para desarrollar dispositivos de diagnóstico y terapias para combatir infecciones por coronavirus.

 

Antivírico a partir del plasma de convalecientes

Grifols ha anunciado que, junto con su socio chino Shanghai RAAS, está acelerando el desarrollo de métodos de análisis y diagnóstico para la detección del coronavirus y está colaborando con las autoridades de salud internacionales para "desarrollar un potencial tratamiento antiviral con inmunoglobulinas" compartiendo su experiencia con plasma de convalecientes (plasma con anticuerpos contra el virus).

 

Información, predicción y monitorización

EpidemiXs, una plataforma informativa colaborativa

La empresa catalana UniversalDoctor ha co-desarrollado la aplicación EpidemiXs con la colaboración de organizaciones que participan en la recopilación de las fuentes y en la elaboración de guías y vídeos, como la Sociedad Catalana de Medicina Familiar y Comunitaria (CAMFiC), el Hospital Clínic de Barcelona, ​​el Hospital Sant Joan de Déu, el Colegio Oficial de Médicos de Barcelona (CoMB), el Col·legi Oficial d’Infermeres i Infermers de Barcelona (COIB) o ISGlobal, entre otros. Un grupo de trabajo de sanitarios voluntarios continúa haciendo aportaciones y revisando el repositorio, que continúa abierto a la colaboración de otras instituciones.

 

Un modelo matemático para predecir los nuevos casos

Investigadores de la Universitat Rovira i Virgili y la Universidad de Zaragoza han desarrollado un modelo matemático que permite hacer predicciones del riesgo de nuevos casos de contagio que hay en España. Los resultados se actualizan cada día en un mapa de acceso público. ¿El objetivo? Anticiparse a la propagación del Sars-CoV-2 y poder adoptar medidas de control eficaces. El modelo también tiene en cuenta los contagios que pueden hacer las personas asintomáticas, uno de los obstáculos para controlar la expansión de la enfermedad.

 

ECMOCARD

El Instituto de Investigaciones Biomédicas August Pi i Sunyer (IDIBAPS) participa en el proyecto ECCMO CARD, para identificar biomarcadores que ayuden a estratificar la gravedad en pacientes con Covid-19. Se trata de un estudio multicéntrico que recoge datos clínicos de aquellos pacientes con Covid-19 que requieran ventilación mecánica u oxigenación por membrana extracorpórea (ECMO).

 

Plataforma para monitorizar a los pacientes remotamente

La empresa catalana HumanITcare ha anunciado que proporcionará gratuitamente a los hospitales su plataforma para que puedan supervisar de forma remota a los pacientes infectados que están en su domicilio. La plataforma consta de una aplicación para Android y iOS, que se conecta automáticamente con la plataforma web del profesional sanitario para que este pueda supervisar los síntomas de los pacientes. Utilizando la misma plataforma, las instituciones sanitarias pueden ver qué zonas de sus ciudades tienen más pacientes con Covid-19, gracias a la información sobre localización proporcionada por los propios infectados.

 

Evaluadores de síntomas

StopCovid19Cat, la app del Departament de Salut

El Departament de Salut presentó el 18 de marzo la aplicación móvil StopCovid19Cat para que los ciudadanos de Cataluña se puedan informar desde casa de su sintomatología. El objetivo es que el sistema sanitario, el Sistema de Emergencias Médicas (SEM) y Protección Civil puedan hacer seguimiento de los pacientes y ver cómo se comporta la pandemia. Profesionales sanitarios que han participado en el desarrollo de la aplicación responderán a las preguntas de los pacientes.

 

Un test prediagnóstico, de Mediktor

La empresa catalana Mediktor ha lanzado un test online que evalúa los síntomas de Covid-19 a partir de inteligencia artificial, disponible en varios idiomas para apoyar a sistemas sanitarios de todo el mundo. Es prediagnóstico y no sustituye el diagnóstico profesional médico: el usuario responde a una serie de preguntas y el sistema le informa de la probabilidad de estar infectado por el virus Sars-CoV-2 u otras posibles enfermedades con sintomatología similar, así como una recomendación sobre qué hacer a continuación.

 

Respiradores

Ingenio para idear un respirador manual de emergencia

El proyecto OxyGEN propone un mecanismo de emergencia para automatizar un respirador manual de tipo AMBU en situaciones de extrema escasez, como las que provocará la Covid-19 en algunas partes del mundo. Los planos y las instrucciones del aparato ya están disponibles de forma gratuita y, según sus creadores, se puede construir en pocas horas, sin formación previa ni herramientas especializadas. Todas las piezas que forman el producto son fáciles de conseguir en cualquier parte del mundo: sólo se necesita un poco de ingenio, un motor de un limpia-parabrisas de coche y varios materiales básicos. La idea ha sido posible gracias a la colaboración de varias personas y entidades, como PROTOFY, Joca, Ap0, CovidWarriors, CoronavirusMakers o Zocama.

 

Nota: Créditos Imagen: "Trabajo en los laboratorios de alto nivel de bioseguridad de l'IRTA-CReSA". Autor IRTA (CC BY-NC 2.0)